Problemas de talla grande

Cada 12 de noviembre se conmemora el día mundial contra la obesidad, esta fecha es propuesta por la Organización Mundial de la Salud (OMS) con el objetivo de informar y sensibilizar a la población, sobre la necesidad de la adopción de medidas para prevenir y tratar el sobrepeso y la obesidad.

Desafortunadamente, la mayoría de las personas que padecen sobrepeso u obesidad, no le dan la importancia debida a este padecimiento y mucho menos a las enfermedades relacionadas como: síndrome metabólico, hipertensión, diabetes, dislipidemias e hígado graso, aun sabiendo que este problema aumenta constantemente.

México ocupa el segundo lugar entre los miembros de la OCDE con una de las mayores cifras de obesidad en adultos, mientras que los niños menores de 5 años mexicanos son los más afectados por esta condición en el mundo de acuerdo con la Unicef.

La OMS prevé que 7 millones de personas perderán la vida a causa de enfermedades no transmisibles en 2030, debido a factores de riesgo comportamentales y físicos como el sedentarismo, el sobrepeso y la obesidad.

Las cifras de sobrepeso y obesidad son realmente preocupantes, que no solo debemos recordar en un día como hoy, debemos tener presente siempre las consecuencias en la salud y las acciones que debemos tomar para no caer en estas cifras como:

  • Come sano: Una persona promedio debe consumir 2,000 calorías por día repartidas en los alimentos como los lácteos, carnes, cereales, frutas, verduras y legumbres.
  • Mantente activo: Actividades simples como tomar las escaleras en vez del elevador o caminar a la tienda, nos pueden ayudar enormemente. Muchas personas disfrutan de ir al gimnasio también, aunque tampoco es imprescindible. Hay muchas maneras de practicar ejercicio: puedes salir a caminar, correr, andar en bicicleta, nadar, hacer algunos ejercicios en casa como puede ser el yoga, etc.
  • Controla tu peso: Si notas que estás comenzando a ganar algo de peso debes tomar las medidas apropiadas para perder ese peso.
  • Toma agua: El agua limpia y desintoxica todas las impurezas en el sistema. Recuerda que es importante que sea agua natural, sin saborizantes ni ningún tipo de jugos o azúcares.
  • Realiza un chequeo médico por lo menos una vez al año: Es importante que revises tu peso y te realices un estudio de química sanguínea, para conocer tu estado de salud.

Si sabes que no te encuentras en tu peso ideal, no lo pienses más y sigue los consejos que AEMEH te recomienda ¡llámanos para agendar una consulta!

Previous Article ¿Qué es la muerte?
Next Article Diabetes, un problema silencioso

Comments

Leave a Comment

Todos los derechos reservados 2017.