¿Cómo reaccionar ante un sismo?

 

Desde el kínder nos enseñan tres reglas importantes en caso de un sismo: no corro, no grito y no empujo; pero ¿en realidad lo llevamos a cabo? ¿te has preguntado si tu reacción es la adecuada?

La mayoría de las personas reaccionan con adrenalina y pánico. Entonces, ya sabemos que el área de oportunidad que tiene la sociedad mexicana, es que no nos preparamos adecuadamente para actuar ante un evento de emergencia. Por lo que, te sugerimos lo siguiente:

  • Tomar en serio los simulacros para identificar zonas seguras, escaleras y salidas de emergencia
  • Tener a la mano, una mochila de emergencia que contenga principalmente: identificaciones o papeles importantes que puedan ayudar a identificarte, agua embotellada, alimentos no perecederos, un radio de pilas, una linterna y un cobertor
  • Ubica zonas seguras en tu casa, oficina, escuela o en el inmueble que acudes frecuentemente
  • Acordar un punto de reunión con tu familia y/o amigos

Las personas que vivieron el terremoto del 19 de septiembre de 1985, generalmente, su reacción es de desesperación, lo anterior repercute a su persona y a los de su alrededor, por ejemplo:

  • Dificultar el desalojo del inmueble, ya que al entrar en pánico, puede paralizarse y quedarse en zonas poco seguras, o en zonas que eviten el fluido inmediato de personas
  • Al entrar en pánico, puede tener un gran impacto en la salud del individuo, desde un desmayo, parálisis facial, crisis nerviosa, paro cardíaco y en el peor de los casos, hasta la muerte

Es por ello, que durante el sismo debes conservar la calma, evitar la desesperación y a pesar del pánico, tómate unos segundos para pensar: qué está sucediendo, cómo debes reaccionar, si puedes desalojar el inmueble o encontrar un triángulo de la vida; cabe mencionar, que debes controlar tus emociones para poder ayudar a alguien más; y por último, y no menos importante, no te preocupes por tus cosas y abandónalas, tus cosas de valor pueden ser reemplazadas, tú vida no.

Al concluir el sismo, no significa que el peligro ya pasó, te sugerimos que tomes en cuenta lo siguiente:

  • En caso de estar en la escuela o un edificio y evacuaste el inmueble, no ingreses inmediatamente, espera unos minutos y sigue las indicaciones del personal especializado o Protección Civil
  • Si desalojaste tu hogar, realiza una revisión desde afuera, si encuentras grietas o muros en mal estado, evita ingresar y solicita apoyo a los especialistas en el tema, ya sea Protección Civil, Bomberos o Autoridades Locales.
  • Cuando ingreses a tu hogar, revisa las tuberías de gas, electricidad y agua, para cerciorarte que no hay fugas, en su defecto, reportarlas para su atención inmediata.

Toma consciencia de que vives en un lugar sísmico, infórmate del tema, sigue las recomendaciones que realizan los expertos en el tema, pero sobretodo, la clave es conservar la calma y actuar para ponerte a salvo.

Todos los derechos reservados 2017.